martes

El lamento de la urraca


Todo el mundo sabe que las urracas atesoran todo tipo de objetos brillantes y los guardan en sus nidos.

Bien.

Todo el mundo sabe que los dragones atesoran todo tipo de objetos brillantes y los guardan en sus guaridas.

Aquella urraca se lamentaba…realmente no tenía un motivo especial para hacerlo, era afortunada, tenía valiosas baratijas en su nido, incluso sus plumas negras y blancas brillaban al sol. No envidiaba a los dragones y le parecía gracioso aquel símil con el tema de los tesoros.

Pero había leído que el título era “El lamento de la urraca” y ella era una urraca que sabía comportarse. Así que se subió a aquella rama y con una amplia sonrisa de felicidad en su pico (si es que un apéndice de hueso puede sonreír) se puso a lamentarse con total diligencia.

La verdad que con urracas tan competentes da gusto trabajar.


3 comentarios:

Aramel dijo...

simpática urraca

veo que te cansaste de improvisar fondos en html

Diego Burdío Román dijo...

¿Otro blog? Chachi pues... Eres como yo, pero no los dejes como hago yo.

Un abrazaco.

Aramel dijo...

yeah!!!!!! si señor... mucho estabas tardando en poner papel antiguo en las paredes de tu blog...

me preocupabas y todo










SE PERMITE LA DESCARGA DE LAS IMÁGENES, PERO EN NINGÚN CASO LA PUBLICACIÓN Y/O MANIPULACIÓN DE LAS MISMAS SIN EL CONSENTIMIENTO PREVIO DEL AUTOR.